Durante la pausa del almuerzo tomamos algunas fotos. Así que me encontré con un par de carboneros comunes que no querían quedarse quietos frente a la cámara. Cuando volaron, sólo miré las flores. Hay muchos más. Y si te acercas, al menos no se irán volando.

¿Quizás también interesante para ti?